HEIDI Y FLORA



La primera impresión que tuve cuando me dijeron que Flora Maria era una niña down fue que iba a morir a muy temprana edad, hasta pensé que no llegaría a los dos años, pero mi Dios tenía un plan perfecto para nosotras.

Mi nombre es Heidy y soy madre soltera de una niña súper especial, ya que Flora María es especial entre los niños especiales, tiene una chispa muy adelantada, desde su primer día dio muestra de ser muy activa, el pediatra que la recibió dudo mucho antes de decirnos, después hicimos el examen de cariotipo y salió positivo con la trisomía del 21, para mi, mi hija ha sido de mucha bendición, ha sido una niña muy curiosa y nada pasiva en casi todas las áreas de su vida, así que a mi como su madre me ha tocado duro, pues todo lo quiere saber, tiene un don de mando, y es muy buena para todo lo que tiene que ver con su cuerpo, siempre está dispuesta a brincar, saltar, trepar, bailar y danzar para el Señor.

Ya tiene nueve años y pensé que no lo lograría pero hemos salidos adelante, vencido muchos temores, hoy tenemos una buena relación, es una niña bastante obediente, en le colegio toma dictados, tiene muy buena letra, cuenta, y hace pequeñas sumas, en todo esto le doy la gloria a Dios, pues yo he orado mucho por los logros de mi hija, y también mi dedicación. Lo único que siento es que mi Flora María no haya tenido la figura paterna, pero mi Dios también ha suplido eso, pues ella es hija de un Rey y ella lo sabe.

Quiero bendecir a otras mujeres con mi testimonio, he luchado con mi hija y he visto los logros, pero lo más importante es que siempre he puesto a Dios por encima de todo, aunque he tenido momentos muy difíciles, momentos en que he creído desmayar, entre angustias, tristezas, pero también logros, dichas y satisfacciones han pasado estos nueve años, y hoy me siento contenta que Dios me haya dado esta maravillosa responsabilidad y espero no fallarle.

Que Dios los continúe bendiciendo con esta maravillosa obra, para sacar a cualquier niño con una discapacidad adelante, en lo que les pueda colaborar estoy dispuesta, pues ya yo he recorrido un buen camino, además en Colombia, y menos en la ciudad donde vivo Cartagena, no encontramos entidades que nos ayuden con estos niños, y sobre todo con aquellos que nosotras como madres y muchos profesionales ven con mucho potencial, pues solo lo quieren formar para desenvolverse en la vida, y eso es importante, pero yo estoy convencida que muchos de estos niños pueden llegar a una escolaridad avanzada y es por esto que yo lucho con mi hija. Mi mail de contacto es heidijare@hotmail.com

Heidya Jácome Reales